Maravillosa tarde de sexo con la Diamante

Total Fecha Media Usuario
26 09/2012
KKK
2.043 veces
VER COMPLETA 07/2011
KKK
2.460 veces
VER COMPLETA 09/2011
KKK
2.359 veces
VER COMPLETA 10/2011
Iñaky
1.552 veces
VER COMPLETA 10/2011
Schonberg
2.281 veces
VER COMPLETA 11/2011
TITOS777
1.487 veces
VER COMPLETA 11/2011
Maverich2002
5.747 veces
VER COMPLETA 12/2011
JJJ
1.664 veces
VER COMPLETA 12/2011
eolo
1.402 veces
VER COMPLETA 11/2011
Profesor Moriarty
1.693 veces
VER COMPLETA 12/2011
eolo
1.449 veces
VER COMPLETA 01/2012
eolo
1.986 veces
VER COMPLETA 01/2012
Alexyz
2.427 veces
VER COMPLETA 02/2012
Iñaky
1.566 veces
VER COMPLETA 02/2012
Alfabill
1.687 veces
VER COMPLETA 02/2012
señor solitario
1.867 veces
VER COMPLETA 03/2012
Iron Grenadier
1.690 veces
VER COMPLETA 04/2012
Berto Soriano
2.360 veces
VER COMPLETA 05/2012
KKK
1.668 veces
VER COMPLETA 11/2012
new king
1.535 veces
VER COMPLETA 11/2012
Iñaky
1.991 veces
VER COMPLETA 01/2013
KKK
2.257 veces
VER COMPLETA 03/2013
koalete
2.329 veces
VER COMPLETA 04/2013
Oliba
1.953 veces

ver todas las fotos de Carol diamante
86

añade tu experiencia con Carol diamante

Ver comentarios del foro

por KKK
Barcelona

Apartamento de la escort9
Duración180 minutos
Precio600
PechoNatural
FumadoraNo
BesosBesa con lengua
FrancésSin hasta el final
GriegoNo

Llegó el gran día, o mejor, la gran tarde.

Mi cuarta vez con Carol Diamante, una de las mejores escorts que tiene Barcelona, si no la mejor.

Vino en taxi hasta la estación de Baixador de Vallvidrera, donde habíamos quedado. Salió del automòvil con un precioso vestidito, elegantíssima, bellísima, con su hermosa cabellera y sus maravillosos ojazos. Respiraba feminidad por todos sus poros.

Nos saludamos y nos dirigimos hacia el bosque, a pasear, y a hacer alguna guarradita. Como Caperucita y el lobo feroz, y nunca mejor dicho, hehehe!

Me comentó que había cumplido su promesa y mis deseos: debajo de su vestidito no llevaba braguitas. Una vez solos en el sendero del bosque le levanté la falda y lo pude comprobar. Acaricié su estupendo culito, que estaba, como siempre, para comérserlo.

Estuvimos caminando, charlando y de tanto en tanto besándonos con extrema pasión, hasta que en un momento dado, ya calentitos los dos, me abrió la bragueta de los pantalones, y àvidamente succionó mi miembro, allí mismo enmedio del camino, con el peligro que viniese alguien y nos viera. Al cabo de poco, me subí la cremallera y continuamos. Deseoso de repetir esta experiencia con más intensidad, busqué un lugar ligeramente apartado y le propuse otra felación. Esta segunda mamada fue mucho más intensa y placentera....

Al cabo de poco, decidimos ya volver hacia la estación, para coger un taxi y dirigirnos a su apartamento de Barcelona.

Tardó en venir un poquito, rato que pasamos hablando y contemplando su belleza.

Cuando llegamos a su pisito, nos besamos apasionadamente. Me tumbé en un sofá y ella me bajó los pantalones para obsequiarme con troa estupenda mamada. Era un placer impresionante. Se quitó el vestidito hasta que pude contemplar sus tersos y maravillosos senos naturales, que acaricié y besé àvidamente.

Nos duchamos y posteriormente nos fuimos a la habitación, con ventanas a la calle Balmesm un poco ruidosa, pero muy confortable. Alli me hizo un masaje con aceite en la espalda, y después, nos dedicamos a otros placenteros menesterers, como un buen 69, un cunnilingus impresionante. Ella, diversas mamadas (es un artista en el tema).... También follamos un poco, pero ya sabéis los que leéis mis expes que no me gusta follar, sino todos los prolegómenos que lo acompañan. Me obsequió también con lametones de loba por todo mi cuerpo. Especialmente en la parte de mi cuello, que es muy sensible y me procura un gran placer.

Finalmente me corrí dentro de su boca después de una intensa felación donde puso todo su ímpetu. Hablamos un poco en la cama y le propuse que me hiciera correr de nuevo, ya que últimamente son siempre dos disparos los que suelo dar en mis correrías. Asi lo hizo. Yo me concentré en mis fantasías mentales eróticas y finalmente mi esperma salió dentro de inundó nuevamente su boca.

Fue una tarde de sexo espléndida.