Ana, una preciosidad

Total Fecha Media Usuario
5 06/2011
louielouie
2.079 veces
VER COMPLETA 03/2011
peraperet
1.383 veces
VER COMPLETA 03/2012
coriolinchi
2.051 veces
VER COMPLETA 06/2013
leif eriksson
2.902 veces
VER COMPLETA 03/2015
juno805
1.705 veces

escort-17137
23

Añade tu experiencia con Ana

Ver comentarios del foro

Barcelona

Apartamento de la escort6
Duración60 minutos
Precio200
PechoTuneado
FumadoraNo lo sé
BesosBesa con lengua
FrancésSin
GriegoNo lo sé

Tras el "toque" de mi compadre peraperet no me queda más opción siendo justos que vencer mi pereza y redactar esta expe sobre mi encuentro con Ana.

Ya tenía buenas referencias por parte de mi amigo desde el mes de marzo aproximadamente y cuando se publicitó como independiente enseguida me lo comunicó.

Tras varias semanas deseando concretar la cita y no encontrando el momento a causa de la sobrecarga laboral por fin llegó el momento a finales de junio. Quedé con ella el mediodía de un día de esos en que el sol te derrite los sesos.

Recibe en la zona de General Mitre con Balmes en un apartamento del que sólo ví el baño y la habitación. Cuando abrió la puerta lo primero que me llamó la atención es lo guapa que es. Lleva el pelo más corto que en las fotos. Lo tiene rojizo y sobretodo destacan unos ojos muy expresivos y una encantadora sonrisa. Como dice mi compadre, corres el riesgo de enamorarte si te excedes en el contacto con ella.

Le pedí que llevase puestos unos tejanos y una camiseta y así me esperaba. Ana es menuda pero muy fibrada como consecuencia del ejercicio físico. De hecho pude corroborarlo por la enorme cantidad de calzado deportivo que tiene. Los pechos son tuneados pero muy bien tuneados y en su cuerpo no hay ápice de grasa.

Me dio la bienvenida con un morreo que ya te pone a mil por si aún no lo estabas y me invitó a pasar a la ducha que para mi agradable sorpresa fue conjunta. Nos enjabonamos conjuntamente (una delicia) y allí me hizo una mamada de escándalo alternando diferentes ritmos bajo el agua templada que aguanté como buenamente pude. Tras secarnos el uno al otro pasamos a la habitación. Me enfundó el chubasquero y pegamos un polvo mezcla de dulce (por su manera de mirarte y su dulce voz susurrándote al oído) y cañero (por lo cachonda que parecía ponerle la situación, a mí no hace falta que os lo diga). Las posturas fueron las habituales: misionero, A4 y ella cabalgándote. Fue un día que aguanté más de lo habitual y disfruté plenamente del sexo con esa preciosidad.

Sin duda una escort que merece mucho la pena, muy buena gente (me encantó la conversación que tuvimos antes de despedirnos) y que sabe como darte el placer que buscas. No le comenté nada pero me pasó incluso por la cabeza preguntarle por un trío. Me la imaginé formando equipo con Angélica Beck por el tipo de morbo que desprende. Lo que es seguro es que no será la última vez que quede con ella.

Normalmente no lo hago, pero esta expe se la dedico a mi compadre por haberme hablado de ella y por haberme retrasado tanto en su redacción.